antonio quienes somosGUARDIA

Lo mejor que se puede decir de él es que huele bien y tiene unos mofletitos muy sexis. Por lo demás es tan hijo de puta que ni siquiera le gusta el fútbol (aunque si le preguntan dice que va con el Rayo, pero solo porque tiene los colores de INFAMIA). Nació en Granada en 1984, trabajó unos años en la Agencia EFE y colaboró con algunos medios de comunicación nacionales, entre los cuáles algunos le pagaron y otros no (no le gusta decir nombres, pero El Confidencial y La Razón). Como emprendedor no vale gran cosa: montó una revista cultural (Revista WEGO) que tenía miles de lectores que no pagaban un duro, y una editorial digital (Ediciones Crac) que solo llegó a editar 4 e-books (de los cuáles tres eran capítulos sacados del cuarto). Además es perezoso y a estas alturas le sigue apasionando el periodismo. Pero sin mancharse las manos de sangre. INFAMIA es su rifle de francotirador.

 

cano quienes somosCANO

Sevilla, 1985. Periodista, escritor y extremista político. Las grandes hazañas de su vida se resumen en que ha conseguido que le paguen por ir al fútbol, leer cómics o insultar a políticos, en ocasiones al mismo tiempo, así que ahora apoya la Renta Básica para lograr que estar en el sofá tocándose los huevos sea remunerado. Tiene más ex periódicos que ex novias y no piensa enumerar ninguno de los dos, aunque sabe que ni con esta frase le llega para ser cipotudo. Os odia a todos, pero con cariño. No lo une a INFAMIA el amor, sino el espanto.

 

 

 

fabri quienes somosCASTRO

Porteño, catador semi-profesional de pizzas y un número 5 medio áspero que no distingue pelota de peroné. Vivió cuarto de siglo en su ciudad natal donde coqueteó con el cine, pero no fue correspondido. Dejó las hostiles calles de Buenos Aires por el cielo de Madrid hace ya varios años donde coqueteó con el periodismo: “Perdona, pero tú estabas tonteando con el cine” y el periodismo también le dio vuelta la cara. Ahora, atrincherado en un cuartito del centro de Madrid prepara su venganza contra el mundo profesional de los medios de comunicación. Se llama INFAMIA y es un arma de destrucción masiva que pretende arrasar con los males de este mundo como la organización de mundiales en Qatar, el peronismo, los detractores de la pizza hawaiana y el hijo de puta que hizo la publicidad de Canal Car. Contemporáneo.

0
0
0
s2smodern